Primeros planos y Naturaleza

Para fotografiar insectos satisfactoriamente se necesitan conocimientos de fotografía de primeros planos y de la Naturaleza, así como cierta información acerca de los sujetos en particular. Si se conocen las funciones y hábitats principales de los insectos, resulta más sencillo localizarlos y fotografiarlos. Por ejemplo, es más fácil obtener la fotografía de la eclosión de una cigarra, si se conoce la época del año en la cual tiene lugar este hecho en la región donde se encuentre.

También, si se sabe que las libélulas viven en general al borde de los estanques, no se perderá el tiempo buscándolas más allá de la línea de crecimiento de los árboles. Los entomólogos o botánicos locales y las oficinas de instituciones de conservación del medio ambiente pueden proporcionar información acerca de los insectos de su región. Aparte de que en muchas bibliotecas hay libros de entomología.

La fotografía de insectos comprende dos aspectos principales:

  1. La fotografía de campo, que se realiza en exteriores bajo las condiciones existentes.
  2. La fotografía en interiores, que es el trabajo realizado en un estudio o en casa, donde puede controlarse por completo la situación.

En ambos casos es posible obtener fotografías excelentes. Sin embargo, el porcentaje de imágenes de calidad es más elevado cuando se puede controlar el sujeto, la iluminación y el fondo. Ciertos temas, como el apareamiento de las libélulas conocidas como "caballitos del diablo", sólo pueden fotografiarse en el campo, en su ambiente natural. Otros sujetos, como las polillas o las mariposas, pueden fotografiarse más fácilmente en ambientes controlados que en el campo.


Equipo para fotografía de insectos

Tanto si se trabaja en exteriores como en interiores se puede utilizar casi cualquier tipo de cámara. Sin embargo, las cámaras réflex de un objetivo facilitan el trabajo y lo hacen más exacto. Con una cámara de este tipo puede observarse el sujeto a través del objetivo; por tanto, no se produce paralaje. Además, si el sujeto aparece enfocado nítidamente en el visor, también lo estará en la fotografía. Con las cámaras réflex es posible utilizar un telémetro u otro sistema de encuadre y enfoque, aunque estos accesorios suelen inquietar al sujeto. Con ambos tipos de cámara se requiere un equipo para primeros planos (un objetivo para primeros planos o un sistema de extensión del objetivo) que permita tomar fotografías a las reducidas distancias necesarias.

Resulta casi imprescindible la iluminación con flash electrónico, incluso para la fotografía con luz de día. El breve destello del flash electrónico posee la ventaja de detener" la acción; además, debido a la escasa distancia entre el flash y el sujeto, la luz que incide sobre este es tan fuerte que puede utilizarse una pequeña abertura del objetivo para disponer de una profundidad de campo máxima. Prácticamente toda la iluminación para la exposición la proporciona el flash. Por ello, el fondo queda muy oscuro y el insecto destaca sobre él. (En otros casos puede utilizarse una tela o un papel negro para disponer de un fondo oscuro.)

Además del equipo indicado, resulta útil un pequeño reflector de unos 10 dm2, hecho con un trozo de cartón sobre el que se pega papel de plata arrugado El resto del equipo está constituido por un trípode y un disparador de cable. Aunque los insectos son excelentes sujetos tanto para fotografía en blanco y negro como para color, el colorido de muchos de ellos hace preferible la utilización de éste.


Iluminación para la fotografía de insectos

El sistema de iluminación básico que se muestra en el esquema adjunto constituye un punto de partida.

Cada situación suele requerir un cambio de posición de las luces. La exposición se basa en la distancia entre la luz principal y el sujeto. Cuando sólo se utiliza un flash o cuando se trabaja con el sol como única fuente de iluminación, resulta indispensable un reflector para rellenar las sombras. Incluso con dos unidades de flash electrónico, el reflector puede ser útil para dar luminosidad a los detalles de las sombras.

Iluminación básica para la fotografía de insectos.

La distancia entre la luz de relleno y el sujeto debe equivaler a 1.7 veces la separacón existente entre la luz principal y el sujeto. La luz de relleno está aproximadamente a la misma altura que la cámara, mientras que la luz principal se halla a 30 cm más alta que la cámara.

El vuelo de los insectos no sólo es errático e impredecible, sino que además el desplazamiento en el aire se produce a velocidades de aproximadamente 15 m/seg y baten sus alas hasta 7.000 veces/seg. Por tanto, es necesario utilizar un equipo especializado y técnicas sofisticadas para fotografiarlos en vuelo. Para esta fotografía se consiguió que la avispa volase por un estrecho haz de luz enfocado sobre una célula fotoeléctrica. que entonces accionó un obturador de apertura rápida. Para detener el movimiento de las alas, se utilizó flash a 1/25.000 seg.


Fotografía de insectos en el campo

Siempre que sea posible, conviene fotografiar los insectos en días cálidos, soleados y preferiblemente sin viento, pues entonces aquéllos son más activos y se encuentran en mayor cantidad.

Unas ropas de colores brillantes y unos aromas dulces, como los del agua de colonia y los perfumes, contribuyen a atraer insectos tales como mariposas y abejas. Naturalmente, hay que vigilar a ciertos insectos que pueden picar. Si una avispa o una abeja revolotean a su alrededor, no les preste atención (no intente alejarlas con gestos) y posiblemente se alejarán.

En los días cálidos busque muy temprano las crisálidas de la cigarra. En esos días sale de la tierra la ninfa desarrollada totalmente y trepa por los árboles de corteza rugosa. Entonces se abre la piel, y aparece el insecto adulto con alas. Esto constituye una oportunidad excelente para tomar una secuencia de imágenes. Afortunadamente, en este estadio es fácil acercarse al insecto. Pero hay que ser paciente, ya que la salida del insecto alado puede durar entre 20 min y más de una hora.

También resulta bastante fácil aproximarse a los insectos durante su apareamiento, el cual suele tener lugar en las estaciones templado-cálida y cálida. Es interesante, por ejemplo, la fotografía del apareamiento de los caballitos del diablo. Estos insectos se juntan para aparearse y poner sus huevos. Durante el apareamiento, el macho fija en el cuello de la hembra las pinzas que él posee en la parte posterior de su cuerpo. El apareamiento suele producirse en los tallos de las cañas que se hallan cerca de estanques. Al instalarse para la toma de las fotografías hay que tener cuidado, pues si se produce un golpe, los insectos pueden escaparse. La puesta de los huevos se realiza casi inmediatamente después de la fertilización, por lo que a veces es posible fotografiarlos en el momento mismo en que aparecen.

Cuando camine por los campos, por el bosque o cerca del agua, manténgase atento para percibir la presencia de insectos. Mire con atención debajo de las piedras, las hojas y los troncos. Tenga presente que muchas plantas atraen a ciertos insectos. Cuantas más cosas sepa acerca de los insectos que le interesan, más fácil le resultará localizarlos y fotografiarlos.


Fotografía de insectos en interiores

Los insectos lentos como esta oruga de polilla, se fotografían mejor en pequeños recintos preparando previamente la iluminación y la cámara.

Las fotografías de insectos resulta más fácil realizarlas en interiores que en el campo, ya que en ellos se posee un control absoluto sobre la iluminación y el fondo. Al no haber viento se reducen los problemas de movimiento de hojas, ramas y flores.

Las polillas y las mariposas constituyen buenos sujetos para interiores. Si se encuentra en el campo un capullo o una crisálida, puede llevarse a casa para fotografiarla. Pero también es posible comprar capullos en establecimientos de biología.

Para fotografiar el animal en el momento en que emerge, debe fijarse previamente el capullo a una rama. Hay que asegurarse de que el pegamento empleado no contiene productos químicos que puedan matar o deformar la ninfa. Ha de usarse pegamento blanco líquido o fijar el capullo con un poco de hilo muy fino. Conviene situarlo delante de un fondo apropiado de ramas o matojos.

Los capullos pueden guardarse en un frigorífico hasta el momento de fotografiarlos. La salida del animal no tendrá lugar en el ambiente frío. Desde que el capullo se extrae del frigorífico hasta que aparece el animal pueden transcurrir una o varias semanas, según las especies. Los insectos suelen abandonar los capullos entre las 8 y las 10 de la mañana. Para orientarse sobre el momento de la salida puede sacudirse suavemente el capullo. Si no se percibe ningún movimiento de la ninfa, la salida es inminente; ésta puede ir precedida por la aparición de humedad en el extremo del capullo. Sin embargo, el momento exacto de la salida es de predicción imposible y, si no se puede vigilar de manera casi constante el capullo, es prudente disponer de varios de una misma especie. Cuando salga una mariposa, las otras no tardarán en hacerlo.

Controlar los especímenes. Con frecuencia es útil entumecer otros especímenes El compartimiento para comidas del frigorífico proporciona el mejor método para entumecer las criaturas de sangre fría. Los insectos (al igual que los reptiles, los anfibios y los mamíferos que invernan) resultan muy fáciles de manejar cuando se les enfría.


Técnica a seguir para fotografiar insectos

En fotografía de insectos es muy difícil seguir los desplazamientos de los especímenes, aunque sean lentos. Incluso con los equipos más simples resulta casi imposible seguir el insecto, enfocarlo, disponer las luces y accionar el obturador, antes de que el sujeto se mueva.

Uno de los métodos más eficaces para obtener buenas fotografías de insectos consiste en montar la cámara y las luces en una posición más o menos permanente, para limitar seguidamente la acción del insecto al área situada frente al objetivo. El área queda definida por el campo de visión del objetivo, la distancia enfocada previamente, así como la profundidad de campo.

Por ejemplo, para fotografiar un insecto sobre una rama, puede colocarse la cámara y enfocar la rama; luego se disponen las luces y seguidamente se sitúa el insecto en un extremo de la rama. A medida que la atraviesa, podrán efectuarse diversas exposiciones.

La cámara se dirigió y enfocó a una polilla muerta fijada a la ramita. Seguidamente se dejó que la polilla viva se moviese libremente sobre la ramilla, mientras el fotógrafo, con un bastón, mantenía aquélla dentro del campo de acción. Cuando el espécimen estuvo orientado hacia la fuente luminosa, se efectuó la exposición.

En el campo, las mariposas constituyen un reto fotográfico, ya que es difícil predecir dónde van a posarse. Pero la probabilidad de que se detengan en un lugar preciso puede aumentarse quitando las flores que rodean la que está enfocada por la cámara, Cuando se trata de plantas de una especie protegida, pueden taparse temporalmente las flores próximas.


COMENTARIOS

Añade un comentario

Nombre:
Comentario:

Foto Práctica: Mejora tus fotos
27/06/2020

Consejos para una buena composición

La composición fotográfica es la selección y disposición de sujetos en el área de imagen de la fotografía. Algunas composiciones se obtienen colocando las figuras u objetos en determinadas posiciones. Otras, mediante la elección del ángulo de toma. Moviendo la cámara unos centímetros o unos metros se cambia la composición. Algunas fotografías tomadas al azar pueden tener una composición excelente, pero la mayor parte de las buenas fotografías han sido creadas...

Más sobre cómo mejorar tus fotos...


Concursos de fotografía
27/06/2020 - Granada

"Granada Poética" II Premio Eurostars Hotels de Fotografía de Granada.

Fecha límite presentación: Se amplia el plazo hasta el 29 de julio de 2020.

Premios:

  • 1er. premio: 1.500 € y un trofeo conmemorativo.
  • 9 accésits premiados con estancias gratuitas para dos personas en el hotel Eurostars de su elección.

Grupo Hotusa invita a los ciudadanos y visitantes de la ciudad a participar en el Premio Eurostars Hotels de Fotografía de Granada. Los ganadores del certamen serán los autores de las fotografías que, a criterio del jurado, constituyan las mejores imágenes sobre el tema "Granada poética"...

Más concursos...


Eventos de fotografía
27/06/2020 - Holanda

Albert Dros fotografía el bosque Speulder en todas las estaciones.

Durante años, Albert Dros ha fotografiado los bosques holandeses. "Me encanta pasear por el bosque temprano en la mañana, aclarar mi mente y fotografiar la primera luz que se asoma entre los árboles. O disparar durante las mañanas de niebla, cuando el bosque se convierte en un cuento de hadas de la vida real..."

Más eventos...


Maestros del retrato
27/06/2020

Alberto Korda: "La foto está en el ojo del fotógrafo".

Alberto Díaz Gutiérrez, más conocido como Alberto Korda, fue un fotógrafo cubano. Es célebre por la famosa fotografía tomada al Che Guevara mirando el cortejo fúnebre de los muertos en el atentado terrorista al barco La Coubre, el 5 de marzo de 1960...

Más fotógrafos del retrato...


Copyright© 2019 Prisma2.com - Sólo fotografía
Todos los derechos reservados.